Vídeo noticias cortesía agencia RoiPress

martes, 25 de febrero de 2020

Banco Santander Latam presiona a Transbank con el objetivo de lograr el 25% del mercado en dos años




LATAM - Transbank ya dio a conocer cómo quedarán las tarifas para sus comercios afiliados, según se lo reveló al TDLC la semana pasada. Pero Santander aspira a ir más allá cuando lance próximamente de forma oficial su propia red de adquirencia, Getnet. El gerente general de la firma, Miguel Mata, comenta que con la nueva red de adquirencia no cobrarán más caro que Transbank. Dice que siguen los problemas con esta entidad para operar su tarjeta de prepago Superdigital.

  • "Obviamente nosotros no vamos a ir a ver a ningún cliente para decirle que le vamos a cobrar más caro", cuenta el gerente general de Santander, Miguel Mata. "No le vamos a subir la tarifa a nadie", agrega.

Pese a que no quiso dar el detalle de las ofertas que tienen preparadas, explica que están apostando a competir no sólo por tarifa sino que también por servicios, innovación, y una oferta financiera distinta. "Tenemos otras posibilidades para atender a esos clientes, distintas a las de Transbank", dice.  



publicidad



Aunque tienen claro que habrá más competencia, pues Bci quiere ingresar con su propia red de adquirencia, y Multicaja podrá operar mejor la suya, además de que BancoEstado también planea pasar a un modelo de cuatro partes, lo cierto es que la meta del banco es que en dos años logren una participación de mercado de al menos un 25%. No hay foco en un nicho, por lo que la idea que tienen es adaptar la venta o arriendo del POS dependiendo de cada segmento.

"Vamos a ir por todo lo que podamos", detalla Mata. Agrega que "Transbank declaró (la semana pasada al TDLC) tener 172.000 comercios afiliados, y el SII tiene en sus registros 471.000 comercios y hoteles y negocios dedicados al turismo. Entonces, hay un universo que es más de tres veces de lo que hoy está siendo atendido por Transbank".

Ya están conversando con los comercios sobre sus ofertas, pero por ahora, el banco está con un plan piloto en su red de oficinas Work/Café y sólo con tarjetas emitidas por Santander, "con la posibilidad de partir mañana enrolando todos los comercios que se quieran afiliar a nuestra oferta comercial".

Pero para que esto último ocurra, primero tienen que conseguir el visto bueno de la CMF para constituir la sociedad filial y para operarla. La solicitud de autorización ya fue entregada al regulador, y ahora sólo les falta el vamos.

De todas formas, asegura que ya están operando en un 100% en el modelo de cuatro partes. Mata confiesa que para que esto pudiera suceder, Santander fue el que tuvo que encargar y costear toda la tecnología y desarrollos que hicieron Transbank, Redbanc, y en general las sociedades de apoyo al giro que hoy operan en el mercado de medios de pago del país.

"Nos salió más de lo que esperábamos. Lo bueno es que los contratos que firmamos estipulan que si entran nuevos emisores a operar en cuatro partes, los costos asociados a los desarrollos que tuvo que hacer la compañía se comparten entre los que solventaron el desarrollo inicialmente y los nuevos integrantes", dice.  


publicidad



"Pero acá lo caro no es el desarrollo: es no poder operar y pasar los dos años que nosotros tuvimos que esperar. Lo bueno es que si alguien hoy quiere migrar su negocio a cuatro partes, la infraestructura está ahí. ¿Qué es lo que podría pasar? Si todos quieren migrar al mismo tiempo, habrá una fila, porque no es llegar y apretar un botón", agrega.

Aunque Transbank y la asociación fintech han criticado las tasas de intercambio que han fijado las marcas, y en particular las de Mastercard, Mata en cambio cree que "no nos corresponde opinar a nosotros de las tasas de intercambio, porque las fijan las marcas en todos los mercados, y eso hace que esto funcione. Hay competencia".

Por otro lado, opina que el efecto que se debería observar en el país, "es que el mercado crezca mucho y los precios de equilibrio van a ser distintos. Lo que ocurre en los mercados es que, cuando hay competencia, los precios son más convenientes".

Trabas de Transbank
El gerente general de Santander cuenta que los problemas con Transbank continúan para operar su nueva tarjeta de prepago. "Superdigital está operando, desde mi perspectiva, no todo lo bien que debiera (…) Esta posición que tiene Transbank, donde dice que prepago sólo puede operar con aquellos comercios que han firmado expresamente el contrato de prepago, no lo comparto", argumenta. Pero cree que "cuando haya más adquirentes, el interés de Transbank para operar con los distintos emisores en esas tarjetas de prepago, obviamente será distinto".


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse al resumen diario